miércoles, 31 de agosto de 2011

100 DIAS


Mañana, 1 de septiembre, empezamos. Perdón, continuamos. Empezar, lo que se dice empezar, hace más de cuatro años que empezamos. Y visto Agosto, tampoco es que hayamos parado mucho.
EL 22 de mayo de este año hubo cambio de gobierno en Calafell. Hasta ahora se ha dado un cierto margen a muchas cosas, incluso se han dejado pasar algunos patinazos -no todos- sin crítica abierta en este blog, por aquello de los 100 días de gracia a todo gobierno, aunque eso no quita que ya haya habido alguna tarascada frente a más de una actitud o actuación penosa.
Empezamos la temporada de verdad. Hay, lo están viendo ya, un cambio de línea en que intentaremos ser mucho menos agresivos. Se nos ha acusado de linchamiento político aunque también al contrario podríamos afirmar lo mismo con la diferencia de que nosotros no somos políticos, no ganamos dinero con esto y lo hacemos simplemente por convencimiento. Y el único que fue miembro de este blog y que hoy es político y vive de ello ya hace meses que no está en este blog, desde el mismo momento en que manifestó su intención de irse a las filas del PP. Pero ser menos agresivos no significa ser menos directos, menos claros con las cosas y si algo caracteriza a este blog, y deseamos que así sea, es que sigamos tratando de reflejar el pensamiento de muchas personas y siendo -si es posible- una voz ciudadana que muchos puedan escuchar o que puedan hacer oir, un espacio para leer el día a día y un lugar donde puedan opinar sobre lo que quieran y si con ello echamos un cable a alguien, mejor.
Empezamos esta nueva temporada con una inmensa alegría porque, a diferencia de 2007, ya no estamos solos. Este año, en 2011, los principales partidos en el consistorio abrieron sus propios blogs como herramienta de participación. Alguno está haciendo un uso intensivo y otros pues... aún no saben / no contestan, siguen creyendo que un blog es un mecanismo de hacer publicidad de lo bien que lo hacen. Pero ahí, de todas formas, va a haber mucha más participación y nos haremos eco, sin mirar qué color sino quien va más acertado. Pero no sólo hay 3 blogs políticos, hay algunos más de notable actividad que no paran de aportar contenidos e ideas y eso es lo mejor que podía pasar por el bien de la comunicación. Y el pionero, Las Cosas de Calafell, ha vuelto a ponerse en marcha tras un parón, y de qué manera.

Vamos a seguir apostando por la participación ciudadana (la nuestra, la de los ciudadanos, no la del gobierno como quieren algunos), por la unidad de las asociaciones de vecinos, porque se nos escuche de verdad, no que se nos oiga sin escuchar. Sin prisa, pero sin pausa. Tenemos 4 años, nuevos colaboradores y nuevas ideas. Y como siempre, no hemos cambiado, estamos en el mismo lado. Pero la pluralidad de opinión entre los que hacemos el blog es aún mayor.
Así que con el motor caliente, arrancamos mañana.