miércoles, 2 de octubre de 2013

Rebaja de Peajes: insuficiente a todas luces

UN VIDEO MUY SENCILLO, 

PARA QUE LO PUEDAN ENTENDER TODOS LOS POLITICOS RETRASADOS DE CIU

Olivella, alcalde de Calafell y presidente del Consell Comarcal se alegra, como era de esperar, de las migajas que el gobierno de CIU ofrece en los peajes. ¿A cambio de qué? Pues de lo mismo que hacía Jordi Pujol, alargar las concesiones, hipotecando así aún más a todo el país y, también, haciendo que todos paguen esos peajes carísimos, que son la teta de la empresa donde tendrán un retiro dorado los políticos y afines a CIU.


Las plataformas de Cunit y Calafell, muestran su  total desacuerdo con esa alegría del alcalde y, además, critican lo limitado de la rebaja. Estos descuentos ya existían a finales de los años 90, no era necesario un teletac de pago, sólo con la tarjeta de débito/crédito y pasando 8 veces por el peaje se efectuaba un descuento del 50% y con carácter retroactivo (todos los viajes).

La plataforma de Cunit ha hecho un comunicado, que pueden leer aquí, y también ha emitido merecidas palabras contra Olivella, "Alcalde de Calafell i President del Consell comarcal del Baix Penedès valora l´anunci d´ahir, en la seva línea de protagonisme en la feina fosca (i tan fosca ningú sap ni on ni quan l´ha feta). Un gran home de partit (CiU), com a alcalde i President comarcal no el valorarem." debido a la nota de prensa que Olivella se ha apresurado a enviar a los medios como si hubiese hecho algo, manifestando su alegría por estas migajas.

Esta medida, insuficiente y un parche que no va a solucionar el problema de nuestra comarca, sólo sirve para hacer un brindis al sol de cara a la galería. Es evidente que a algunos políticos les da igual. Ellos, si van a la capital por cuestiones de trabajo, pagan con tarjeta y esa tarjeta la acabamos pagando nosotros ¿no lo sabían?

Por su parte, la coordinadora de Calafell, manifiesta que seguiremos sin alternativa segura y libre de peaje, que es por lo que luchan y recogen firmas. Sólo beneficia a la concesionaria pero olvida por completo la reivindicación de todos los vecinos del Baix Penedès.

Políticos sinvergüenzas, en una palabra. No mueven el culo para que no se mate la gente en unas carreteras de pena, lo mueven para que vuelvan a utilizar las autopistas de "su" empresa. El espíritu de Jordi Pujol sigue vivo. Las autopistas de peaje son un invento de CiU para beneficiar a empresas amigas que, al mismo tiempo financian a su partido con créditos millonarios. Las autopistas no las puso España, sino Jordi Pujol y son de titularidad autonómica, no estatal. Los peajes de las autopistas no van a España, sino al bolsillo de ABERTIS, una empresa propiedad de La Caixa, quien financia a CIU, y liderada por Salvador Alemany, asesor a sueldo de Artur Mas.


La Caixa vuelve a ganar en el eterno problema de los peajes, ya que tendremos que pagar todos por una compensación que es un concepto que NUNCA se estipuló en el contrato de licitación del servicio de autopistas.

De esto se alegra Olivella.