martes, 23 de enero de 2018

El ayuntamiento se plantea crear dunas artificiales para evitar la pérdida de arena en las playas




Costas del Estado y el Ayuntamiento de Calafell estudian medidas para paliar la pérdida de arena que los temporales producen en las playas del municipio. Costas ha avanzado que tiene reservada una partida económica por si hay que hacer una actuación de urgencia. Y el Ayuntamiento, por su parte, ha puesto sobre la mesa soluciones a medio plazo, que no consistan únicamente en hacer aportaciones de arena.

El subdelegado del Gobierno en Tarragona, Jordi Sierra, visitó Calafell para reunirse con el equipo de gobierno municipal y tratar sobre la problemática de las playas. Durante la visita, fueron a la playa de Mas Mel, la más afectada por la erosión marítima y que sufrió bastantes estragos durante un temporal el pasado verano (foto).



El subdelegado del gobierno explicó que Costas cuenta con una partida económica para atender actuaciones urgentes de conservación de las playas y que se ha hecho una reserva de recursos para actuar, si es necesario, en Calafell.

Según Sierra, "el cambio climático hace que el levante que padecemos en la costa de la demarcación de Tarragona, deja las playas en un estado poco óptimo". Añadió que "Costas está mirando qué medidas se podrían tomar para que las playas mantengan el nivel turístico que queremos".

En este sentido, el subdelegado del gobierno ha subrayado que "tenemos una reserva de dinero por si hubiera una actuación urgente de regeneración. Pero además, el Ayuntamiento está estudiando una alternativa, consistente en un sistema de dunas para que pudiera autoregenerarse la playa. Costas no la da aún como alternativa, pero mirará si se puede desarrollar ".

Por su parte, el alcalde de Calafell, Ramon Ferré, explicó que "la alternativa de las dunas la estamos mirando hace tiempo y ahora la hemos puesto sobre la mesa, tanto como solución posible para mantener la playa, como por para poder aportar la arena que sea necesario, en caso de temporal, sin tener que ir a buscarla a otros lugares ". Ferré ha puesto como ejemplo los casos de las playas de Creixell y de Torredembarra: "Creemos que aquí también es posible, tal vez no al mismo nivel, pero sí de una forma fácil de tener arena y acumularla".

El alcalde ha recordado que "la última regeneración de las playas de Calafell ha aguantado 25 años y ha sido un éxito. Pero la playa no deja de tirar atrás, lo que nos preocupa. Y por eso hemos planteado, en esta reunión con el Estado, que quizás hay una actuación inmediata en caso de temporal, pero que hay también una solución a medio plazo, sean las dunas u otra gran regeneración ".

Ferré ha avanzado, además, que "el Ayuntamiento elaborará el proyecto de las dunas y trataremos de obtener financiación del Estado, de forma que, entre todos, tengamos playa varios años más". El alcalde ha apuntado que hay una estimación del coste del proyecto de dunas, que se situaría entre 200.000 y 300.000 euros, en el tramo de playa comprendido entre el Puerto y el L'Estany, pero pendiente de la redacción de un proyecto definitivo.