lunes, 12 de mayo de 2014

Vandalismo en la estación y vandalismo en el ayuntamiento

Esto es un cachondeo marxiano (absurdo, como los Marx). En este blog ya se ha hecho referencia al vandalismo, tanto al que practican los gamberros en la estación de Segur como al que practican los políticos de CIU y PP en el ayuntamiento. 

En ambos casos, ese vandalismo afecta a los vecinos, que son los que pagan el pato, aunque a cualquiera de los dos tipos de vándalos eso les da exactamente igual.

El vandalismo de los políticos lo explicó el señor Jordi Alvarez, muy bien explicado, en un texto que puso en su facebook y que publicó hace poco este blog: "existe un vandalismo más preocupante, el institucional, el que es capaz de pasar de los problemas de las personas, teniendo los medios para resolverlos"

Y es que, tras estar 3 meses sin ascensores en la estación de Segur, totalmente destrozados, hubo una protesta formal, por escrito, dirigida por ICV Calafell a Renfe, que tuvo como respuesta que Cercanías se comprometía a solucionar el estado de los dos ascensores de la estación de Segur que ahora ya llevan 4 meses hechos papilla. Como esto ya se explicó en el blog hace poco, no me extenderé con ello. Sólo diré que la actuación del alcalde fue hacerse una foto.

El panorama en nuestra estación, puerta de bienvenida a Segur desde 1947, es el siguiente:

Hay dos subterráneos: uno es el de Renfe y otro es el de los peatones. Mientras que en un tramo de más de 1 kilómetro no hay ni un solo paso soterrado, en la estación hay dos pasos separados entre sí por menos de 25 metros. Qué cosas, ¿eh?.



El paso de usuarios de Renfe es algo así como el túnel de los horrores pero llevado a nivel "Segur Style": grafitis, meadas, ascensores rotos, suciedad y mal olor. En la famosa reunión del alcalde con los de Renfe (sí, la de la foto) nos dijeron que era para tratar el asunto del vandalismo, mira qué bien. Las soluciones, de momento, no han llegado y los vecinos de Segur padecen desde hace 4 meses tener que sufrir barreras, particularmente los de movilidad reducida (madres con cochecitos, embarazadas, personas mayores, discapacitados...) ya que ninguno de los dos ascensores de la cochambrosa estación de Segur funciona. Y 4 meses así. Hubo reunión y nunca más se supo. Jordi lo llama "mientras se hacen fotos... ruedas de prensa decorativas... llegan a acuerdos maravillosos". Y ¿qué tenemos? pues tenemos una estación en la que Renfe lanza una jauría de inspectores y vigilantes para capturar a usuarios sin billetes. Perdón por la expresión "jauría", pero es la que más se aproxima a la sensación que transmiten muchos usuarios de que van a la caza pero el servicio que dan es nefasto. La realidad es que no existe ninguna máquina en la estación que impida a todo el que no lleve billete pasar al interior, a los andenes, a los subterráneos. Así pues, los gamberros campan a sus anchas y se meten donde quieren. Todos los días sentados en los bancos donde debiera haber viajeros, fumando porros, tirando las pipas por el suelo, pintando hasta los lavabos, rompiendo lo que está a su alcance, todo ello dando una imagen de ghetto al viajero ante el cual se abren las puertas del vagón dando una bienvenida tal que, ciertamente, dan ganas de no bajarse ahí. ¿qué pensarán los turistas? ¡bienvenidos al Bronx!

El otro paso subterráneo de peatones,  (ese que se inunda incluso cuando no llueve), antes daba acceso directo a los andenes. Ahora ya no, tapiaron las entradas, pero no entiendo por qué cerraron el acceso al andén dirección Barcelona ya que en la estación no hay máquinas que barren el paso y hay que dar una vuelta impepinable, cruzando primero el paso para ir a la plaza de la estación, volver a entrar en ésta y luego usar otro paso (el de Renfe) para llegar al andén. Surrealista, esto no se le ocurre ni a los hermanos Marx. Los que no vivan esta "gran experiencia" lo entenderán con un croquis:


En este paso de peatones, anunciaron a bombo y platillo que pondrían cámaras de control. Córcholis, ¡vaya cámaras!. Una en cada extremo: Una que enfoca hacia la entrada desde la plaza de la estación (que los gamberros se la saltan descolgándose por la pared) y otra que enfoca desde el techo al suelo (con una gorra ya no se les ve la cara). Perdonen, pero si querían unas webcams, no hacía falta que se hubiesen gastado el dinero, ya les daba yo un par de ellas que me sobran.

FISTRO CAMARAS DIODENALES

Y después de todo esto, llegamos al punto culminante del vandalismo institucional practicado por nuestro ayuntamiento. En la "orden del día" del pleno que se celebró el pasado jueves día 8, decía los siguiente el punto nº 13 que se iba a tratar en ese pleno:  

"MOCIÓ PRESENTADA PEL GRUP MUNICIPAL DE CONVERGÈNCIA I UNIÓ PER SOL·LICITAR QUE S'INCLOGUI UN RAMAL SUD A LES NOVES RODALIES DE TARRAGONA (RT2) QUE TRANSCORRI PER LA COSTA INCLOENT EL PENEDÈS MARÍTIM I LA CONTINUACIÓ DEL RAMAL PROJECTAT (CAMBRILS-L'ARBOÇ) FINS A VILAFRANCA DEL PENEDÈS"


Pues no. Ni hablar. A última hora la retiraron. Les dejo con un flash "robado" del blog del PSC:


No todo es malo, nos queda un consuelo... estamos muy preparados para los juegos del Mediterráneo en cuanto a deportes náuticos. La modalidad, no sé cómo llamarla, porque es un poco rara, pero a lo mejor se les ocurre algo a los del ajuntament. Puede que hagan una reunión para ponerle nombre a esto: 
PASO SUBTERRANEO DE PEATONES ESTACION SEGUR 28.11.2013