domingo, 20 de mayo de 2018

Las familias que ya son usuarias del transporte escolar no entrarán en el sorteo de plazas

Las familias que ya son usuarias del transporte escolar no entrarán en el sorteo de plazas
Sólo las nuevas inscripciones se sortearán, si hay más que plazas disponibles.

Para dar toda la información, los padres piden reunión con el ayuntamiento y se han unido en una plataforma para pedir soluciones y que no haya sorteos.





El Ayuntamiento de Calafell aclara que las familias que ya son usuarias del transporte escolar tienen la plaza garantizada y que el sorteo se hará sólo con las nuevas inscripiciones, y siempre que haya más demanda que las plazas ofertadas. Las familias que ya tenían plaza deberán, eso sí, hacer la inscripción, para confirmar su voluntad de continuar siendo usuarias del servicio. Es importante tener en cuenta que para mantener la plaza es imprescindible estar al corriente de pago de los recibos mensuales.




El alcalde, Ramon Ferré, reconoce que "la información que se había facilitado a las familias no era lo suficientemente clara, y quizás permitía entender que se sortearían todas las plazas". Sin embargo, añade, "el sorteo sólo se hará si es necesario, para que haya más inscripciones que plazas disponibles, pero únicamente en el caso de las nuevas inscripciones". Y dice también: "pedimos disculpas por el malentendido que se ha creado, pero también queremos que las familias preocupadas estén tranquilas".

Ferré ha indicado, además, que se hará todo lo posible para que nadie se quede sin plaza, aunque esto no se puede garantizar al 100%. "Una solución que se ha aplicado anteriormente ha sido poner un autobús con más capacidad, porque no es viable económicamente poner más autobuses. Un autobús cuesta 3.000 euros al mes y no se puede poner uno por tres o cuatro niños, que es el promedio de afectados por cada escuela y línea ", explica.

El Ayuntamiento recuerda que el coste del transporte escolar es de 130 euros por niño y mes. Las familias pagan una cuota de 50 euros mensuales. Las familias que necesitan el servicio y tienen dificultades para pagar el recibo pueden acogerse ayudas de hasta el 80% del importe. "Y eso que el transporte escolar no es un servicio que sea competencia del Ayuntamiento. Pero que estamos ofreciendo porque somos conscientes de la problemática de nuestro municipio y la dificultad de llegar a escuelas alejadas de todo. Fue un error que yo critiqué mucho, pero hoy no hay marcha atrás y tenemos que gestionar la situación de la mejor forma posible ", dice Ferré.

En las imágenes que abren la noticia, pueden contactar con la plataforma de vecinos que se ocupa de este tema.